Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 25 abril 2012


Tras un retraso algo más duradero del previsto inicialmente, me dispongo a dar conclusión al apasionante estudio que supone encontrar la relación entre las etapas vitales del ser humano y su correspondencia etílica. Pero claro, la primera parte fue sencilla. Prácticamente todos mis conocimientos son derivados de la propia experiencia o de la experiencia del prójimo cercano. El problema que he tenido con la segunda parte ha sido un error de concepto. No soy un pureta. O bueno, no sé, es algo que empiezo a plantearme ultimamente, pero el caso es que no dispongo de la experiencia que da la edad en un ámbito como el alcoholismo, así que este artículo pasó de ser una simple reseña etílico-humorística a todo un trabajo de investigación.

Procedo a mostraros mis conclusiones al respecto. Sobra decir que en las siguientes descripciones están totalmente excluidos aquellos que se toman su cervecita y su copa y con eso aguantan. Aquí se van a detallar casos ficticios, pero asombrosamente correspondidos con la realidad, de BORRACHOS PROFESIONALES.

Para aquellos que no la recuerden ya, o que ni siquiera llegaron a leerla, tenéis la primera entrega en el siguiente enlace: 1ª Parte

De 26 a 30 años: Aquí, ya sí, podríamos empezar a hablar del pureta. Pureta primerizo o novel, pero pureta al fin y al cabo. Y si encima gusta de aliñarse los cigarrillos, puede ir hasta con la L, como los coches. En esta etapa y salvo un gusto poco sano por estar tirado en la calle – absténganse perroflautas, jipiosos y demás morralla social -, el pureta neófito le tendrá el gusto más que pillado a hacerse la ruta de bares de su lugar de residencia, teniendo siempre un antro en concreto como su segunda casa. Pese a todo, quizá como reminiscencia de su anterior etapa alcohólica, el borracho cercano a la treintena puede seguir siendo un asiduo al botellón de fin de semana, llegando, si su situación económica lo permite, a retomar el consumo de marcas más respetuosas con su salud hepática. Tampoco sería de extrañar que en estos casos rematara su pedal predominical en su discoteca favorita.

Habituales de la Tasca, disfrutando de sus últimos botellones pre-pureteo

De 31 a 45: Estas edades no dejan de ser orientativas, en ningún caso pretenden sentar cátedra sobre las etapas de alcoholismo por las que pasa un individuo humano a lo largo de su vida, pero la ciencia se basa en el empirismo, y no hay mejor experiencia que la de echar un vistazo a tu alrededor cuando entras en tu bar favorito. Llegados a este punto el borracho es un pureta de manual. Pasada la treintena, vida más o menos estabilizada – quien sabe si pareja y prole -, un trabajo, da igual el nivel de remuneración del mismo, y una eterna y terrible añoranza por las cogorzas alcanzadas en su cercana juventud. Famoso aquello de “quedamos para tomar un café”, sabiendo como se sabe que ese cafelito dará lugar a una considerable cantidad de cañas, y que éstas terminaran derivando en una cantidad igualmente considerable de cubatas. Al entrar en esta etapa, al menos en un alto porcentaje de los casos, se habrá abandonado por completo la honorable práctica de ciegarse barato y en la calle. Podría correrse el riesgo de cruzarse con el hijo del vecino, o de algún compañero de trabajo. Y quién sabe, si se dieron prisa en este sentido, hasta a los suyos propios.

De 46 a 60: A estas alturas del cuento nuestro pureta tiene dos cosas: más años que irse de putas – cosa que seguramente también haga – y el hígado como un coladero. Toda vez que los años de esplendor hace tiempo que pasaron y que su edad se hace un recordatorio más grande si cabe de que no van a volver, durante esta etapa se encuentran la gran mayoría de los maravillosos y bochornosos casos de “ostia, no veas la borrachera que lleva el/la viejo/a de allí”. Durante esta etapa, el borracho – nótese que uso el másculino cómo género neutro, tal y como indica el castellano, no las mierdas esas de las “x” que se han inventado ahora los antisistema – comenzará de nuevo a frecuentar bares, pubs, discotecas, y quién sabe si botellones – se han visto casos – con el desesperado objetivo de darle el último lametón a la vida nocturna, y quién sabe si a un tierno e incauto jóven o jóvena que vaya incluso más afectado que él y que no se de cuenta ni en qué año vive.

Un ejemplo clarísimo de lo que vengo explicando

De 61 años en adelante: La jubilación está al caer o ha llegado ya, se tienen más nietos de los que posiblemente se esperaba y el médico ya le ha dicho que, o deja de beber, o no llega la comunión de su primer nieto. Se acabó lo que se daba, ¿no? JA. Pasaos los domingos por la mañana por el bar de vuestro barrio y observad al adorable anciano que se mete entre pecho y espalda un carajillo o un vaso de Anís o Chinchón a las 10 de la mañana. Amigos míos, ese caballero – o esa dama – se ha pegado fiestas tan grandes que sólo te queda rezar por vivirlas también y no morirte por el camino.

Y dicho esto un servidor cierra, 7 meses después, este apasionante viaje por las etapas del alcoholismo social. Espero que hayáis disfrutado tanto leyendo como yo escribiendolo. Lo que no os deseo son las resacas que me han llevado a publicar estas reflexiones, pero vamos, que sabiendo la escoria – con cariño – que frecuenta este blog, sólo os puedo decir una cosa.

Invitarse a un cubata un día de estos, hijos de puta.

Read Full Post »


En esta serie de post intentaré elaborar una selección de series animadas infantiles emitidas entre finales de los 80 y la década de los  90 basándome en un baremo entre su calidad y su popularidad y repercusión.  La mayoría de las veces los puestos en la lista son indicativos y no significa estrictamente que una serie sea mejor que la anterior en todos los aspectos.

Enlaces a anteriores entregas:

Parte 1

10- Spiderman

Como aficionado a los superhéroes he podido observar que tradicionalmente en España los héroes Marvel son bastante más conocidos que los de DC (exceptuando por supuesto a los icónicos Batman y Superman). Creo que tal cosa se debe  a dos factores claves: la mejor situación editorial de la que la primera ha disfrutado tradicionalmente frente a la segunda y, asimismo, a que las series animadas de Marvel, pese a su inferior calidad, han tenido más seguimiento en nuestro país. Y la principal responsable de ello, junto a X-Men, es sin duda esta serie.

Bien es cierto que tratándose de un icono intergeneracional como este, con una capacidad enorme de conectar con su público, lo tenían bastante fácil para hacerlo bien. Todos queríamos ser Spiderman mientras repartía mamporros y chascarrillos a partes iguales entre los villanos, pero todos nos sentíamos Peter Parker cuando la guarrilla pelirroja de Mary Jane le dejaba plantado o tenia que hacer horas extras para poder llegar a fin de mes.

Peleita de amigos

A esto tenemos que sumarle una estupenda galería de secundarios, con personajes tan carismáticos como J. Jonah Jameson (El Don Pablo Ramirez Sañudo americano) o la sobreprotectora Tia May. Por no mencionar a un plantel de enemigos que se encuentra entre los mejores del comic y que no cesaron en su empeño de hacerle la puñeta a nuestro trepamuros favorito.

Destacar también que uno de los grandes aciertos de la serie  que es prácticamente todos los personajes relevantes del universo Marvel desfilaron por ella, dándonos la oportunidad de conocer su trasfondo e historia sin necesidad de haber leído un comic suyo: Los 4 fantásticos, Iron Man, el Capitan América, los X-Men, Daredevil…  las pocas excepciones a esta regla podrían ser Hulk, Thor y los Vengadores como grupo en sí. De esta forma el programa se convirtió en una de las formas más efectivas de presentar al gran público la riqueza de personajes y escenarios con la que cuenta la Casa de las Ideas.

Una escena de Spider Swars, la saga con la que culminaría la serie.

Asimismo, también supieron adaptar diversas sagas clásicas del trepamuros y convertirlas en un producto accesible al gran público. Incluso pudimos disfrutar de una versión de la legendaria “Secret Wars” centradas en Spidey.

En el saco de los “peros” del programa tenemos una factura visual bastante mediocre. La habitual cortinilla de transición donde veíamos a nuestro héroe balanceándose entre los rascacielos de Nueva York  utilizó unos efectos especiales que la hicieron lucir desfasada al poco tiempo de salir, también podíamos ver casos en los que la animación repentinamente se ralentizaba o incluso algún metraje puesto “marcha atrás” al más puro estilo de la infame cascada de “Anaconda”.

Pese a ello,  la serie obtuvo un gran seguimiento y abrió la puerta a un sinfín de juguetes basados en Spiderman que a día de hoy siguen colmando las estanterías. Los ejecutivos de Marvel eran felices y nosotros éramos felices          ¿ Que más podemos pedir?

9-La vuelta al mundo en 80 dias

Cuando yo vine al mundo esta serie llevaba ya varios años dando guerra y surtiendo las reuniones infantiles de alegres canciones sobre aprender o silbar o viajar alrededor del mundo. Y sin embargo su éxito se alargaría durante otros 10 años, llevando a que en  1993 se realizaran las decepcionantes secuelas basadas en “Viaje al centro de la Tierra” y “20.000 leguas de viaje submarino”

Adaptando la novela homónima del inmortal Julio Verne, este programa encandiló a miles de pequeños espectadores que acompañaban al encantadoramente repelente Willy Fog y sus secuaces Tico y Rigodon (un francés y un andaluz como duo cómico, hay que reconocer que es todo un filón) en su empeño por dar la vuelta al globo en un periodo de 80 días. Su encanto y  buen hacer la transformó en una fuente de buenas audiencias y de diversos productos para los más pequeños que abarcó desde álbumes de cromos a casetes con las melodías de la serie.

"Ya se me ha vuelto a ir la mano con el cloroformo"

A los héroes principales los acompañaría la Princesa Romi (según mis últimas investigaciones, un avatar de Lydia Bosch), los patanes de Dix y Bully o Transfer, el lobuno maestro del disfraz. Por cierto, hay que llamar la atención sobre que si bien Fog logró completar el recorrido en el tiempo previsto lo hizo casi siempre valiéndose de su fortuna de especulador capitalista, mientras que tanto los detectives como el villano transformista lograban pisarle los talones (si no llevarle la delantera) sin una perra gorda ni un visado de Lord ingles. De hecho hubiera sido interesante ver más de la serie contando las argucias de Transfer para llegar antes que Fog a los sitios y plantearle trampas y tribulaciones día si y día también.

No puedo cerrar esta reseña sin decir que hablando del personal con esta gente me he quedado patidifuso al ver que casi nadie acierta con el animal al que encarnaba el gabacho de Rigodon. Las propuestas han sido estremecedoras: un mono, un canguro, un ratón:

En serio, si no sabeis distinguir que esto es un gato tened mucho cuidado a la hora de comprar una mascota

8- Alfred J. Kwak

Si tenéis alguna duda sobre porque esta serie ha de estar en la lista, solo teneis que ver el siguiente video, correspondiente al segundo capitulo:

La escena viene a resumir muy bien la naturaleza de esta serie: agridulce pero esperanzadora, como un buen cuento infantil. No en vano, el autor de la obra de teatro original, Herman Van Veen, confesó haberse inspirado en las reflexiones que le produjo haber atropellado accidentalmente a un pato pocos días antes de recibir el encargo. Porque desde luego, la historia de aquel pato simpático y valiente no se abstuvo de presentar diversas aventuras en las que se abordaban temas como el ecologismo, la injusticia o el racismo. En varios capítulos vemos a Alfred defendiendo a las ballenas, a los marginados y enfrentándose a personajes con no poca crueldad y malicia causantes de abusos ante los que el protagonista intentaba enseñar que no hay que permanecer impasible.

Durante sus andaduras se encontraría con fuertes apoyos, como su padre Henk, que siempre se me antojo una especie de Tio Phil convertido en topo, o su novia Winnie, una patita de plumaje negro con la que nos introducirían el espinoso tema del apartheid, o su amigo de la infancia Ollie, una cigüeña que se convierte en presidente de la primera democracia de su país (ahí es nada). Pero por supuesto si a alguien recordamos todos es a Dolf, un cuervo cuyo pasado trágico marcado por la muerte de su madre y el alcoholismo de su padre, le llevarían a optar por una conducta contraria a la de Alfred, usando la mezquindad y la codicia como forma de vida y llegando a convertirse en un sosias de Hitler o Napoleón.

Claro, que también hubo quien no pilló bien el mensaje de la serie.

Y es que la combinación de una esplendida factura visual, las entrañables canciones  y  una narración de gran carácter educativo la convertían en un producto de calidad reconocida tanto por sus jóvenes espectadores como por los adultos. Yo personalmente tengo claro que si algún día tengo hijos, esta es una de las series que quiero que vean y tengo claro que no soy el único.

Read Full Post »


Hoy, en uno de esos tantos días en los que internet no te ofrece nada que te mantenga mínimamente entretenido, me he visto obligado a recurrir a soluciones drásticas para apartar la modorra de mi momento post-almuerzo.

Efectivamente, acabé en 4chan.

Creo que esta web ya es conocida por todos los visitantes de la Tasca en mayor o menor medida, y en caso de no ser así me temo que no seré yo el que os la explique. Necesitaría varios artículos y un equípo de psicólogos de prestigio. El caso es que mientras perdía mi mente entre los diversos “U RAFF U ROOSE”, “OP is a fag”, “Tits or GTFO” y demás morralla típica del sagrado /b/, volví a encontrarme con un thread que ya había visto en visitas anteriores, pero que en un intento de reafirmarme como OLDFAG había tenido a bien ignorar.

Muy mal hecho por mi parte.

/b/ está considerablemente lleno (para lo que suele ser /b/) de threads con el título “Make the most /b/-ish pokemon you can”, lo que traduciendo desde la lengua de Shakespeare para los que pasan del inglés significaría algo así como “Haz el pokémon más /b/-ado que puedas”. O lo que es lo mismo, el pokémon más bizarro y absurdo que se te pueda ocurrir.

Y la herramienta de hecho resulta ser tan sencilla que el absurdo que es capaz de crear se potencia en varias veces. Os dejo aquí el enlace.

Pokémon Fusion, insultantemente fácil de usar.

El programa, como podrá apreciar en la imagen todo aquel que no padezca algún defecto visual (sé que la imagen no es muy grande que digamos, pero coño, clicad en el enlace y lo comprobáis vosotros mismos) es tan sencillo que casi parece que se están riendo de tí. Un pokémon a la izquierda que establece el cuerpo y la primera mitad del nombre y otro a la derecha que dota al nuevo engendro pokémon de color, cara y la segunda mitad de su nombre.

¿Queréis ejemplos verdad? Aquí os dejo unos pocos de mi propia cosecha:

Hypno + Cloyster et voilà! Sólo le faltan las gafas de pasta.

Ponyta + Slowbro... Era necesario. Y con dedicatoria para el Doctor 13.

Realmente cualquier pokémon fusionado es digno del descojone si pones como segundo a Slowbro, así que no me centraré en ello.

Squirtle + Clefairy... "El Hada de..." En fin, que alguien se tome la molestia de traducir el resto para apreciar el arte.

Farfetch'd + Hunter... Otro regalito para los que sepan inglés. Su cara acompaña, además.

Y con estos cuatro ejemplos lo dejo, el resto ya es cosa vuestra. Os aconsejo aún así los filones a explotar. Ponyta siempre es una buena opción como primer elemento, sobre todo para los bronies que circulan por estos lares, y Slowbro y Geodude harán las delicias de los más bizarros como segundo elemento.

¿Pero qué pasa si os aburrís? Pues nada, botón “randomize” y a ver con qué os sorprende. Que lo disfrutéis.

Read Full Post »


En algún momento durante algunas tertulias amistosas alguien lanza la inocente pregunta de :“Illo ¿os acordáis de una serie de dibujitos que echaban cuando éramos chicos en la que salía…?” Este gesto aparentemente inocuo abre toda una caja de Pandora  de comentarios nostálgicos que bien puede terminar con todos los tertulianos perdiendo la dignidad mientras cantan a grito pelao la canción de “Los Fruitis”, especialmente en aquellas reuniones donde corre el alcohol a granel.

Y es que en el fondo todos guardamos un lugar en nuestro negro corazoncito para aquellas series animadas que nos pegaron durante horas al televisor, para alivio de nuestros estresados padres. Sin embargo ¿Dónde empieza el verdadero recuerdo de la realidad y empieza el efecto autoengañoso de la nostalgia? Para ayudar a diferenciar un poco las pajas mentales de lo realmente bueno he elaborado este top de las 12 mejores series nostálgicas de dibujos que se emitieron, aproximadamente, entre finales de los 80 y mediados de los 90.

¿Por qué un top 12? Pues como homenaje a uno de mis videoblogers favoritos: el Crítico de la nostalgia. Y porque como diría él: “Siempre me gusta ir un paso más allá”. Para elaborar esta lista he calificado las series en base a una media entre su popularidad y su calidad, también he procurado mantener una cierta variedad en las nacionalidades, a fin de evitar que esto se convierta en un monográfico sobre anime. Y sin más, vamos ya ar tema:

12- Chicho Terremoto

Sin duda, una de las series que la gente recuerda con más cariño. Chicho López, un retaco satirón y con un don natal para el deporte,  intentaba ganarse el corazón de su amada Rosita aunque para ello tuviese que demostrar su valía en el baloncesto, el pingpong o la esgrima. Tanto en el campo de batalla del deporte como el del amor este canijo hacia frente a un plantel de compañeros y rivales que compartían el espíritu absurdo y cómico de la serie, incluyéndose entre ellos una parodia de Darth Vader o Bobby, el perro de Rosita (según las malas lenguas, pretendía recrear con ello la famosa escena de  Ricky Martin y la mermelada).Pero Chicho armado con su descaro y su capacidad para crear nuevas tácticas, imposible de catalogar entre locura y genialidad, lograría salir victorioso y aun le sobraría tiempo para ir a levantarle las faldas a las chicas o espiarlas en el cuarto de baño.

Merece la pena destacar que la serie ha sufrido uno de los procesos más aberrantes de “españolización”. No solo todos los nombres de lo personajes habían sido cambiados de su versión original en japonés, algo que también pasaba con “Oliver y Benji”, sino que también intentaban convencernos (¡sabrá Crom porqué!) de que las aventuras de Chicho y compañía se desarrollaban en Barcelona, haciéndonos creer que en la Ciudad Condal todos comen arroz y duermen en sacos en el suelo (Para ahorrarse el colchón seguro, los muy agarraos ).Por supuesto que esto no afectó para  nada a que disfrutáramos con ella como los enanos que éramos, pero conviene recordarlo para cuando luego nos reímos de “Homero Simpson y los Bruno Diaz “.

Esta serie no solo nos entretuvo, sino que además nos eneñó dos grandes lecciones de la vida: Con esfuerzo puede superarse cualquier obstáculo que nos pongan por delante (aunque compitamos con un perro con pantalones) y las muchachas de corazón puro usan bragas blancas. Por ello se merece estar en esta lista, aunque sea en el último puesto.

¡Tres puntos, colega!

11- Los caballeros del Zodiaco

La  palabra “mítico” fue creada únicamente para poder describir este programa.

Manando  litros de sudor y sangre y haciendo arder su cosmos hasta el infinito, los caballeros de bronce lograron ganarse un hueco en nuestras pantallas y nuestras meriendas alcanzando unas importantes cotas de popularidad. Aunque siempre a la sombra de Bola de Dragón en este último aspecto, es necesario señalar que, al igual que esta, fue de las primeras series de manga que empezaron a publicarse en nuestro país en un formato que imitaba el comic book norteamericano de 24 paginas. Esto constituía un experimento de las editoriales de aquel entonces de combinar un formato familiar a los lectores con las series animadas que empezaban a hacerse realmente popular en la tele, sin importarles que la obra original estuviese concebida para tomos de 160 y pico paginas (sic).

La serie combina el espíritu shonen de peleas interminables y contrincantes con pintorescas técnicas de lucha, con una calidad bastante buena para la época y unos magníficos diseños de las armaduras que utilizaban los caballeros, desde la sencilla armadura de Pegaso a la majestuosa armadura dorada de Sagitario.

En la parte menos agraciada del programa podríamos aludir a una estructura bastante repetitiva (un villano secuestra a Atenea y la somete a un tormento lento y doloroso mientras los caballeros de cada bando pelean entre ellos) y esa lentitud con anhelos de suspense característica de las series de este tipo.

Y bueno, en opinión de algunas asociaciones de padres una cantidad indecente de violencia, sangre y alguna que otra incitación a la homosexualidad. Las malas lenguas siempre han aludido a que esta fue la razón que a la larga la llevó a ser retirada de la parrilla. En cualquier caso, parece que lo que si es cierto es que varias escenas de las batallas sufrieron los cortes de la censura

Si eres capaz de ver algo pervertido aqui es que tienes la mirada muy sucia. Y es hace llorar al niño Jesus.

Mención aparte merecen las magnificas figuras de acción, tan atractivas como precarias. Y es que cuando por fin lograbas ensamblar la última hombrera del muñeco, el resto de las piezas que habías invertido horas en acoplar se desplomaban fatídicamente al suelo, llevándose consigo una parte de tu infancia. Tengo entendido que en algunas universidades de medicina los usan como exámenes finales para cirujanos.

En serio, si al escuchar esta canción no se os ponen los vellos de punta es que no queréis ni a vuestra madre.

Y asi acabamos la primera entrega de esta lista. No se me ocurre mejor forma de concluirla que con una imagen que combina las dos series ya mencionada y que me ha dejado con el ojete completamente torcido. Con todos vosotros, la armadura de Chicho Terremoto:

Cosas así hace que merezca la pena vivir.

Read Full Post »


Google no para de innovar. Cada día podemos encontrar una nueva noticia relacionada con el gigante, desde la compra de una empresa/servicio que ofrece algo novedoso hasta la invención (o mejora) de un aparato con vistas a la satisfacción del ciudadano moderno.

Aplasta sin piedad

La última de google no es nada menos que unas gafas de realidad aumentada. Es inevitable que se venga a la cabeza los monóculos que usaban los Saiyans en Dragón Ball para medir los niveles de energía del rival así como otros dispositivos que se han venido usando en distintas series para fines un tanto parecidos.

Pues esto ya es real, ya es posible ir andando por la calle e interactuar con las gafas. Desde pestañear para realizar una foto y publicarla en las redes sociales con solo mirar el icono correspondiente hasta usarlas de GPS en vivo con indicaciones en la esquina superior de la lente.


¿Es posible que esta tecnología se convierta en algo cotidiano de aquí a 10 años? La respuesta, por mi parte, es un claro sí. Y ya, fruto de mi fantasía, son las posibles modificaciones que se le podrían realizar:

– A partir de su puesta en venta los hackers indagaran en modificaciones físicas y creaciones de softwares clandestinos para darle un uso inapropiado a dichos dispositivos. ¿Quien no ha imaginado alguna vez unas gafas que puedan eliminar la ropa? Se sabe ya que existen gafas capaces de realizar esto, cuyo funcionamiento consiste en descartar tejidos y crear imagenes a partir del calor corporal. Todo esta casi inventado ya.

Un buen chavea de esos que pararan en Comedia en un futuro

– Tenemos por otro lado una invención israelita llamada Xaver 800, la cual consiste en un dispositivo que es capaz de crear una imagen virtual a través de muros de hasta 1 metro de grosor. ¿Será el fin de la intimidad? ¿Nacerá un nuevo negocio de paredes anti-voyeurs? Seguro que en Leroy Merlin las tendrían a buen precio; y a juego con el parquet por supuesto.

– Un arma. Se me viene a la cabeza Cíclope. ¿Se podría concentrar suficiente energía en un punto de la lente y proyectar un insignificante punto capaz de producir una quemadura?

¡Deja de meterle cuello a mi piva!

– Intrusiones en redes inalámbricas. La última tendencia en la tecnología es la posibilidad de manejarlo todo de manera inalámbrica. Dedes redes wifi pasando por bluetooth hasta la mas en desuso que es la inflarroja.

– También se me ocurre la simulación de efectos de una droga. Distorsionar la realidad mediante determinados programas, capaces de hacer que todo suceda mas rápido e incluso hacer que lo percibido tenga un toque onírico y colorido. He de decir que hay ciertos amigos míos que tienen unas gafas que marean con solo ponérselas cual botellon de ruavieja.

Sobredosis de Dalsy

Ni que decir que todo esto es pura ficción, fruto de mi tasquera mente. Son solo posibilidades que se me ocurren. Claro está que para llegar a tales niveles de tecnología deben de pasar bastantes años, reducir tales aparatos y dispositivos al tamaño de unas gafas no es cuestión de un par de años. Pero no es descartable, ¿quien pensaría hace 10 años el boom actual de los smartphones?
De momento son solo ideas en el aire, pondría la mano en el fuego a que a mas de uno también se le habrá pasado por la cabeza. La tecnología no tiene límites, supera a la ficción.

Read Full Post »


Me estreno por aquí (si, al fin) y no se me ha ocurrido mejor forma de empezar, como no, que hablando de series de televisión. En particular de los openings, esa introducción que aparece a veces para jodernos todo el clímax que nos había dejado esas primeras escenas del capitulo (cold opening que se llama, quizás algún día  haga un articulo de términos en televisión, o no, para que engañarnos… xD)

No siempre se da ese caso, y muchas veces buscan causarte una buena impresión con algo original, ya que es lo primero que veras y juzgaras de la serie en la mayoría de los casos. Hasta donde yo recuerdo todas las grandes series para mi, tienen un opening que intenta marcar la diferencia, sabes que lo has hecho bien cuando te parodian en alguna que otra serie (como The office en American Dad o Juego de Tronos en los Simpsons).

Algunos openings encajan mas en algunos tipos de series que en otros, están los que van a lo fácil y tiran directamente por una única secuencia con el titulo de la serie en algún tipografía especial. Normalmente son en series que siguen una trama medianamente complicada a través de la temporada, por lo que optan por rellenar ese hueco con un recordatorio. Ejemplos como Lost, Breaking Bad o 24.

En cambio en la ciencia ficción prefieren casi siempre un pequeño discurso grandilocuente acompañada de una gran banda sonora, como Star Trek  o Battlestar Galactica, donde una voz en off relataba la eterna huida de los Cyborgs y su sueño de encontrar una nueva tierra. Otro caso es la reciente Touch (la nueva serie de Kiefer Sutherland, protagonista de 24) donde la voz del niño protagonista contando sus habilidades se intercalan con las primeras escenas del capitulo, un resultado que funciona bastante bien.

También tenemos la mayoría de series procedimentales (las típicas series policiacas, de médicos o abogados, con un caso por capitulo) y alguna que otra sitcom, donde simplemente van presentando los personajes o bien con escenas de ellos o con imágenes relacionadas con la serie, alguna que otra intenta resaltar pero casi siempre caen en el olvido.

Pinchar en la imagen para ver opening

Por ultimo (aunque seguro que se pueden sacar mas tipos) están las que buscan la originalidad, y nos las podemos encontrar en cualquier serie, donde a veces crean demasiadas expectativas y la serie acaba siendo eclipsada por su opening, en casos extremos, diría que True Blood en las ultimas temporadas entraría en ese caso extremo.

Antes de terminar, quiero hacer una mención especial al opening de los Simpsons, esperar la secuencia del sofá es siempre lo que recuerdo de cuando veía esta serie de pequeño (en los tiempos en que se veía a las 8 de la tarde xD), y en el episodio 500 que no fue hace mucho, hicieron un pequeño homenaje a todos los gags del sofá, imperdible. Aquí el video:

Ahora si, como final a esta entrada he creado un top 10 (me encanta hacer estas mierdas XD) de openings, e intentando crear diversidad, porque la lista iba a ser de la HBO al completo.  Es opinión personal, seguramente muchos discrepen, pero es lo que hay xD (pinchar en los nombres para ver los openings):

TOP 10 Openings:

10 How To Make It In America

Hung

8 Homeland

7 Treme 

6 American Horror Story

5 Carnivale

Weeds

3 True Blood

2 Game of Thrones 

1 Dexter

Read Full Post »


¡Saludos, parroquianos! En este día tan señalado para los fans de la saga de los Siete Reinos os traemos la segunda parte de nuestro particular casting.  ¿Saldrían más mamellas todavía en una versión castiza de Juego de Tronos? ¿Loras Tyrell y Jaime Lannister ocuparían las portadas del Bravo? Pero dejémonos ya de divagaciones y vayamos al tema:

Casa Lannister

– Lord Tywin Lannister (Lluis Homar)

– Tyrion Lannister (Emilio Gavira)

– Cersei Lannister (Carolina Cerezuela)

– Jaime Lannister (Pablo Rivero)

– Joffrey Baratheon (Patrick Criado)

–  Sandor Clegane, El Perro (Javier Bardem)

– Shae (Cristina Pedroche)

cristina-pedroche-11

Casa Greyjoy

– Theon Greyjoy (Victor Elias)

– Aeron “Pelomojado” Greyjoy (Miguel Rellan)

Casa Targaryen

– Viserys Targaryen (Jaime Olias)

– Daenerys Targaryen (Ana de Armas)

– Jorah Mormont (Jose Coronado)

2321326_jose_coronado

– Khal Drogo (Danny Trejo, con unos cuantos años menos eso si)

La Corte de Desembarco del Rey

– Petyr Baelish, “Meñique” (Francis Lorenzo)

– Lord Varys, la araña (Fernando Albizu)

Fernando_Albizu-1

– Gran Maestre Pycelle (Tony Leblanc)

tonylb

– Ser Barristan Selmy (Pepe Sancho)

– Ilyn Payne ( Jesús Bonilla)

– Ser Dontos el tinto (Florentino Fernandez)

– Chico Luna (Jorge Roelas)

Otros

– Jaqen H’ghar (Miguel Bosé)

– Syrio Forel (Jaime Ordoñez)

– Brienne la bella (Blanca Portillo)

– Thoros de Myr (Cesar Cadaval)

– Illyrio (Juan Echanove)

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: