Feeds:
Entradas
Comentarios

22 para ser exactos, pero tampoco es plan de ponernos tiquismiquis.

La cosa es que allá por 1990 un grupo de jovenzuelos que ya habían hecho sus pinitos en los ’80 creando juegos de rol – Ars Magica, sin ir más lejos – decidieron unir sus fuerzas para fundar la conocida empresa White Wolf Publishing, aprovechando la coyuntura para hacer apología de su afición a la obra de Michael Moorcock. No mucho tiempo después, concretamente en 1991, la tríada formada por Mark Rein·Hagen y los hemanos Steve y Stewart Wieck dio a luz uno de los juegos que a la postre se convertiría en un clásico entre los juegos de rol de mesa. Estoy hablando, por supuesto, de Vampiro: La Mascarada.

Esto es historia, chavales. Una primera edición la mar de bien plantada.

Esto es historia, chavales. Una primera edición la mar de bien plantada.

No hay que olvidar que este juego dio el pistoletazo de salida a todo un universo de seres sobrenaturales con la estética Gótico-Punk como nexo de unión, y sin la que difícilmente se habría creado una buena parte del material audiovisual vampírico que hay hasta la fecha. Sin ir más lejos, una película de cierto relumbrón como fue en su momento Underworld se ganó una denuncia por plagio de parte del Lobo Blanco por estar tan descaradamente inspirada en su buque insignia.

Gabardinas de cuero a la luz de la luna aparte, y como ya he mencionado, el éxito de Vampiro: La Mascarada – VtM en adelante – animó a sus editores a continuar sacando ampliaciones del universo que estaban creando, y así fue como finalmente vieron la luz juegos que hoy en día son conocidos por cualquier jugador de rol con un mínimo de idea. A saber, y en orden cronológico, Hombre-Lobo: El Apocalpsis (1992), Mago: La Ascensión (1993), Wraith: El Olvido (1994), Changeling: El Ensueño (1995), Cazador: La Venganza (1999), Momia: La Resurrección (2001), Demonio: La Caída (2002) y Orpheus (2003). Cada uno de estos libros, VtM incluído, recibió su propia y bien nutrida ración de expansiones, revisiones y complementos, sólo superado a mi juicio por el imperio editiorial que Dungeons&Dragons ha ido formando a lo largo de su historia.

Pantalla del narrador de Mago, y otras formas de ponerme los dientes largos.

Pantalla del narrador de Mago, y otras formas de ponerme los dientes largos.

Pero claro, 20 años dan para mucho. El éxito del ya oficialmente llamado Mundo de Tinieblas tuvo tantísima repercusión en su mercado, que White Wolf pudo permitirse el lujo de hacerse una autofelación – empresarialmente hablando – y expandió su franquicia hasta límites insospechados. A la ya de por si ingente candidad de expansiones y ampliaciones de las reglas básicas y de las ambientaciones que vieron la luz, capitaneadas por publicaciones como las Dark Ages de cada una de las criaturas de la noche, se añadieron los Teatros de la Mente, que establecían las reglas del MdT para su disfrute en partidas de rol en vivo – ellos tienen parte de culpa del uso de “piedra, papel o tijera” para la resolución de conflictos -; Vampire: The Eternal Struggle, que supuso la entrada de la franquicia en el mundo de los juegos de cartas coleccionables; y el culmen absoluto del ejecicio de vanidad que llevó a cabo Mark Rein·Hagen sobre su propia creación, y que supuso la – corta – emisión en la CBS de la serie Kindred: The Embraced. La serie no pasó del octavo capítulo en emisión, en parte por la poca calidad de la producción, y en parte porque el protagonista se mató en un accidente de moto. Las cosas de la vida.

Un ejemplo de cuando Vampiro quiso ser Magic

Un ejemplo de cuando Vampiro quiso ser Magic

Hay algo en lo que los españoles tenemos experiencia basada en el más puro empirismo, y es que hay una realidad inherente a las burbujas: que explotan. Y viene a ser lo que le pasó a White Wolf. Un descontrol total en el ritmo de publicaciones, llegando en muchos casos a publicar material que se contradecía entre sí; un descenso notable de la calidad del mismo y alguna que otra crisis interna, todo ello combinado con la enorme nube negra en forma de crisis económica mundial que se cernía sobre el planeta según avanzaba el nuevo milenio – y que golpeó de sobremanera a la industria de juegos de rol – llevaron a White Wolf a asumir una idea como dogma: “renovarse o morir”. Así todo, en 2004 se publicó la última tanda de material del Mundo de Tinieblas tal y como se conocía hasta ese momento: el llamado “Time of Judgment”Juicio Final por estos lares – y que dio cierre a todas las ambientaciones del Mundo de Tinieblas que cumplían ya casi 15 años en el mercado. Fue, además, el paso previo a la publicación del conocido como Nuevo Mundo de Tinieblas, pero esa ya es otra historia que aún no tengo claro si merece ser contada.

Siguiendo con lo que nos ocupa, nos vamos hasta 2006, año en el que se produjo la compra de White Wolf Publishing por parte de la empresa creadora de MMORPG’s CCP Games, responsable del famoso multijugador online masivo EVE, y que vino acompañada con el anuncio por parte de dicha empresa de que su próximo proyecto iba a ser ni más ni menos que un MMORPG basado en el Mundo de Tinieblas, hecho que hizo que muchos frikis alrededor del mundo se tocaran. Sobra decir que el proyecto lleva los últimos 7 años en el aire y que, aunque parece avanzar, aún no tiene fecha de salida, ni visos de que tal cosa ocurra en un plazo corto de tiempo.

Lo que son las cosas, al final la nostalgia del viejo jugador es la que ha conseguido que el Antiguo Mundo de Tinieblas no caiga en el olvido, y sobre todo de la forma en que cayó. En 2011 White Wolf/CCP pubicó Vampire: The Masquerade 20th Anniversary Edition, que supuso algo así como el manual de Vampiro definitivo. Ambientación actualizada, reglas unificadas, coherentes y ampliadas, y un método de conversión de personajes entre el nuevo y el viejo Mundo de Tinieblas. Tal fue el éxito de la iniciativa, que en 2012 un grupo de antiguos directivos de WW fundaron Onyx Path Publishingempresa que gestionaría los derechos del Mundo de Tinieblas, aún en propiedad de CCP Games, y que continuaría la celebración del vigésimo aniversario del World of Darkness publicando las 20th Anniversary Edition de Hombre Lobo: El Apocalipsis – ya a la venta – y de Mago: La Ascensión – previsto para 2014 -, además de continuar con la creación de nuevo material para el nMdT, así como de otros juegos del Lobo Blanco como Exalted o Scion.

La edición es una puta pasada.

La edición es una puta pasada.

Hasta aquí hemos llegado por hoy. En vistas del tiempo que llevo sin publicar, aunque fuera por causas ajenas a mi voluntad, os acabo de compensar con un bonito tochazo en forma de artículo.

Sobra decir que si alguien me quiere regalar algo por mi cumpleaños el año que viene, esté pendiente del próximo kickstarter de Mago. Queda dicho.


Hola tasqueros, tasqueras y tasquerinos. Vengo a presentaros una nueva sección en la que hablaré (oh, que intriga) de las cosas que me tocan la chorra, que no son pocas. En esta primera parte os hablaré de: ESPAÑA.

 

Si señores, España me toca la chorra. ¿Por qué? Porque me parece que los españoles tenemos justo lo que nos merecemos. Llevamos desde que empezó la legislatura del de las barbas, los calvos, la cerda y la caracaballo hundiéndonos a pasos agigantados en un sistema elitista en el que solo podrán estudiar y ponerse enfermos los ricos, mientras que los pobres (porque la “clase media” quedó muy atrás ya) intentamos sobrevivir con las migajas… y aún así, el sentimiento que más me invade es la DECEPCIÓN. Es que no se ni por dónde empezar.

 

Últimamente estamos viendo como los que nos deberían representar y sacar del boquete mienten descaradamente en la televisión, nada más que hay que ver el caso Bárcenas o cada vez que tienen que dar alguna cifra (datos del paro, por ejemplo). Estamos comprobando la inutilidad absoluta del PP para llevar un estado democrático haciendo una política clasista, robando y colocando amiguetes en cualquier cargo que ven disponible. Se están cargando impunemente el sistema público, tanto sanitario como educativo. Se están pasando por el forro los derechos de los ciudadanos, como ya hemos duramente comprobado en las diferentes manifestaciones que se han ido haciendo, en la PAH, en los propios desahucios la brutal represión policial que ejerce el estado, ese que nos debería defender ante injusticias. Mientras a nosotros nos reprimen, las juventudes del PP y asociados cuelgan fotos y vídeos en la red haciendo apología del fascismo con toda la tranquilidad del mundo, sabiendo que a ellos no les van a tocar (será por el tema de tener el mismo ideario). Tenemos a un presidente del gobierno que, como todos, no sabe inglés, no sabe hablar bien, miente descaradamente no solo aquí, sino en otros paises, dando una imagen pésima de nuestra gente y, lo más increíble de todo: No ha cumplido ni un solo punto de su programa electoral.

 

Para la justicia hago un párrafo aparte. ¿Qué cojones es eso de que tu robas millones de euros y vas de 2 a 6 años de cárcel? ¿Cómo que tengo la misma pena por descargarme una película de internet? ¿Cómo que siguen en la calle ladrones millonarios, mientras que a una pobre mujer que ha robado pañales y comida para sus hijos la quieren encerrar? ¿Estamos de cachondeo o que? Tenemos un sistema judicial INJUSTO señores, y no estamos haciendo una mierda para arreglarlo.

 

Ahora es cuando me pongo serio. Yo siempre he sido de la opinión de que merece la pena quedarse aquí y pelear por nuestros derechos, por un estado y un sistema más justo para todos. Voy a las manifestaciones, me informo, ayudo en lo que puedo y me sentía bien haciéndolo; pero eso ya se acabó. Ha llegado un momento en el que no podemos salir a la calle a hacer ruido con pancartas, ese tiempo pasó. Hace falta contundencia, hace falta quemar cosas, tirar piedras y hacer daño de verdad. ¡Que nos están pisando, mancha de borregos! ¡Que nos están hundiendo en la miseria! ¡Que nos quitan el pan, carajo! ¿Qué mierda estamos haciendo sentados en medio de la calle con los cartelitos? ¿Es que no os habéis dado cuenta ya de que se mean en nuestras manifestaciones? ¡Que les importa un carajo vuestra opinión! Ellos van a hacer lo que les de la gana, porque les habéis dado una mayoría absoluta. Si ellos no van a responder a las demandas de la población, yo no voy a responder a vuestro derecho a la integridad física. Yo digo que hay que darles una paliza gorda, de encamarlos, para que bajen los delirios de grandeza que tienen todos. Yo digo que le metamos fuego ya al Congreso y al Senado, que estamos hartos de ver la ineficiencia de dichas instituciones. Desobediencia civil, caballeros. ¡Movimiento ya, joder!

 

Dicho esto, diré lo siguiente: Que os muráis todos de hambre. ¿Por qué? Porque a pesar de todo lo que está cayendo y lo que están haciendo, en las encuestas de votos todavía ganarían unas elecciones. ¿Qué cojones le pasa a este mierda de pais? ¿De qué clase de personas me rodeo? ¿De verdad estáis contentos de que os quiten la salud, la educación, la comida y la dignidad? ¿A eso hemos llegado ya? Sinceramente, os merecéis todo lo que os pase y más, por borregos, por imbéciles. No os voy a comparar ni con perros apaleados, porque esos si tienen ocasión pelean contra el que les oprime. ¿Y qué hacemos aquí? Ponerles la alfombra roja. Ustedes veréis, españoles, qué es lo que queréis, pero a un servidor se le quitan las ganas de pelear por un pais que no tiene ganas de salir del boquete, en el que la gente se mueve más por el fútbol o por patatas gratis que por poder darle de comer a los hijos. Vergüenza me da de decir que soy Español, porque no sois mejores que los que nos dirigen y roban.

 

En la próxima entrega: Los toros (en algún momento alguien me pegará a mi, seguro).


Es alucinante lo mucho que una persona puede llegar a aburrirse cuando llega Septiembre y la rutina le duerme el alma al más pintado. Esa capacidad de entrar en letargo aumenta de forma aritmética en mi persona. Y dicho aumento se transforma en geométrico cuando hay de por medio unos cuantos problemas de disoluciones de química y el cálculo de una valencia molecular ha decidido disfrazarse de pelito enconao. Una serie de situaciones muy poco favorables para el desarrollo de cualquier tipo de actividad con un mínimo de concentración. Además, estoy de bajona. Llevo casi un mes sin ordenador.

image

Pero como suele decirse, para entender una situación hay que conocer el contexto, y en este caso el contexto es que llevo 13 putos años sin despegarme de la computadora de turno. “Uno no sabe lo que tiene hasta que lo pierde”, que suele decirse. Y UNA POLLA. Saberlo se sabe, lo que es inconcebible es hasta el punto que llega la dependencia al aparato.
Desde que estoy sin el PC casi no veo series, he dejado de ver películas, mi ingesta de cómics ha sido cruelmente eliminada, me informo peor, y por consiguiente mi humor en este tipo de días es equivalente al de un rinoceronte con falta de sueño. Para rematar la faena – que por suerte la conexión a internet la sigo teniendo – mi única relación con el mundo virtual se resume en unas insatisfactorias e incómodas sesiones al frente de una tablet a la que no termino de acostumbrarme. Definitivamente mis pulgares de tamaño de chorizos no fueron hechos para los teclados táctiles. He de reconocer, todo sea dicho, que la aplicación de WordPress para Android es simple, intuitiva y muy manejable. Ahí va mi parte de publicidad, chavales.

image

Me aburro, you know?

Sacando conclusiones – supongo que comprenderéis mi reticencia a explayarme a través de un teclado táctil -, después de un mes sin ordenador estoy pasando un mono más jodido que el que tuve cuando dejé el tabaco. Y mi relación con la tablet es el equivalente nerd a la de un heroinómano con la metadona: está bien, te hace el apaño, pero no es lo mismo. Y me aburro. Me aburro mucho.

Y esa, amigos míos, es la mayor putada.

A más ver, señores, a ser posible desde un teclado en condiciones.


¡Buenas tasqueros y tasqueras! Hoy vengo a hablaros de esos amiguitos que andan escondidos por las carreteras y ciudades de nuestro pais y que a veces se acuerdan de nosotros y nos mandan una carta a casa: Los radares.

 

Lo primero que tengo que decir: “Los radares están para la seguridad de los conductores”. Señor director de la DGT y de la Guardia Civil: MIS COJONES. Si eso fuera cierto debería haber un cartel del tamaño de mi coche donde quiera que hubiera un radar diciendo “Si corres te metemos el pito entero y un multazo de los buenos, que te hemos colocado un radar por aqui”. Que alguien me explique de qué me sirve a mi que me pongas un radar oculto (que por supuesto nunca está en el mismo sitio) y me llegue una multa a los 3 meses. Los radares están para que vosotros llenéis las arcas y poder gastároslo en casinos, furcias y amiguetes, que ya sabemos todos en qué invertís los fondos públicos.

benderGC

¡Montaré mi propio cuerpo policial! ¡Con casinos y furcias.. oh wait

Informándome he visto que hay como 6 u 8 tipos de radares diferentes, más o menos ocultos; si de verdad os interesara frenar los accidentes relacionados con la velocidad, señalizaríais todos y cada uno de ellos. No estoy pidiendo que me pongas un neón en el punto exacto del radar, pero yo cada vez que veo un cartel que pone “Velocidad controlada por radar” suelto el acelerador si voy más rápido de la cuenta durante mucho camino y seguro que no soy el único. ¿Cuál es el problema? El problema está en que POR LEY no están obligados a señalizar ni los radares fijos ni los móviles… que bien se lo montan, los cabrones. Me recuerda a una frase muy cierta “Hecha la ley, hecha la trampa”

 

Con este cartelito bastaba, ratas.

Con este cartelito bastaba, ratas.

Lo segundo que quiero decir: La velocidad máxima en algunas zonas me parece de risa. ¿Cómo puede ser que tenga que ir a la misma velocidad (50 km/h) por una calle dentro de la ciudad que por una avenida de circunvalación rodeándola con rectas kilométricas? ¿Cómo puede ser que por una autovía de dos carriles, en un tramo completamente recto, tenga que ir a 80 km/h y no a 100 – 120 como es lo normal en esa vía?

 

Uno de estos me compraré próximamente, pero limitado, por si los radares.

Uno de estos me compraré próximamente, pero limitado, por si los radares.

Para terminar diré que si, que esto lo he hecho porque me ha llegado una multa de 400€ y 4 puntos del carnet, por ir por la circunvalación antes mencionada. Si, estoy con los huevos hinchados. Si, si no me hubieran multado probablemente no me hubiera quejado. Pero me he quedado más a gusto que un arbusto y si algún policía de tráfico lee esto: La próxima vez, te apuntas el láser a los huevos, a ver si te los depila.


¿Hace falta que haga una presentación de esta serie? Dudo mucho que vaya a descubrirle a nadie a personajes como el Chavo, Quico o Don Ramón. Pero apuesto a que en estas líneas vais a aprender un par de cosas que ignorabais sobre este celebérrimo programa. Y es que el impacto y la difusión del show en su México natal, y por toda Latinoamerica, fue bastante más profundo y vivido que el que experimentamos en España.

El primer hecho curioso, y seguramente desconocido, para los españoles es que  la serie duró nada menos que 12 años, 8 temporadas y 290 capítulos en antena. Una cifra que da fe del enorme éxito del programa y que pone de relieve el relativo desconocimiento que tiene la audiencia patria, ignorante de su longevidad.

Pero esto es solo la punta del iceberg. La historia tras la producción de la serie y las relaciones entre los actores son dignas del más casposo y manido culebrón que uno se pueda imaginar. Como en casi todos los grandes shows los conflictos, los recelos y los mamoneos campan a sus anchas tras bambalinas. En este caso la inmensa mayoría de las polémicas incluyen los nombres de Chespirito (El Chavo), Carlos Villagran (Quico), Florinda Meza ( Doña Florinda) y Maria Antonieta de las Nieves (La Chilindrina); como el lector medio de esta web tiene menos capacidad de retención que la vejiga de Concha Velasco procuraré referirme a ellos por los nombres de los personajes que encarnaron.

Sin duda la gran trama de la opereta que se desarrolló entre los camerinos del show es la larga enemistad entre El Chavo y Kiko ¿Dónde empezó esta guerra? Según algunos rumores todo se remonta al inicio del programa cuando, allá por el 71 cuando ambos intérpretes andaban rondando a una joven Doña Florinda. Las malas lenguas aseguran que, pese a que Chespirito y Florinda han acabado siendo marido y mujer, Kiko consiguió beneficiarse durante un tiempo a la que fue su madre en la ficción en un fetichismo que seguramente Freud calificaría de meta-complejo de Edipo (O de E-Quico jojojo).

kiko-florinda(1)

Lo peor es que a dia de hoy seguro que la gente shippearia con Quico y su madre sin necesidad de rumores. Asco de mundo.

Al margen de esta pasión de gavilanes, casi todas las versiones hablan de una creciente tensión entre El Chavo y Quico que iba escalando conforme lo hacia la popularidad de la serie. Con el permiso de Don Ramón, ambos eran los personajes más carismáticos del show y, según algunos, esto llevó a que Chespirito sintiera envidia de la fama de Villagran, mientras que este sospechaba que el otro se guardaba los mejores chistes para su propio personaje aprovechándose de su condición de creador de la serie.

Lo cierto es que, ya fuera por la tensión en la producción o para aprovechar mejor su éxito, Villagrán acabó abandonando el reparto de la serie en el 78 para protagonizar su propio show con el personaje del niño mofletudo y consentido que tanta fama le había prodigado. La serie de Quico, emitida en la misma cadena que “El Chavo del 8”, contó en un principio con el beneplácito de Chespirito para usar el personaje creado por él, pero no tardaron en aparecer las primeras disputas en las que ambos actores reclamaban para si la autoría, y por ende los derechos, del personaje.

p1

Este conflicto de intereses se trasladó a los tribunales y obligó a que Villagrán tuviera que cambiar su nombre artístico de Quico a Kiko. Mientras que Chespirito argumenta que el personaje es de su propiedad puesto que fue creación suya, Villagrán replica que los rasgos más característicos del papel (las frases, los ademanes, los cachetes inflados) son elementos que él mismo aportó a su interpretación y que esto supone un motivo más que suficientes para que los derechos sobre él sean suyos.

Pese a perder la batalla legal, Quico ha seguido interpretando básicamente el mismo papel en diferentes series, aunque con mínimos cambios en su nombre, hasta hace muy pocos años. Y si bien la disputa en los tribunales no se alargó demasiado, las calumnias y acusaciones entre los antiguos compañeros se han seguido a lo largo de los años y no es difícil encontrar declaraciones del Chavo llamando desagradecido a Quico o a este refiriéndose a Chespirito y Meza como “Chusma”. Villagrán, que tiene pinta de ser un elemento de cuidado, ha llegado a asegurar que El Chavo ofreció en la época actuaciones privadas para las familias de los narcos o que su actual enfermedad se debe a que “Dios está castigando a El Chavo”.

En cuanto al propio Chespirito, como ya se ha dicho, a día de hoy se encuentra casado con Doña Florinda, existiendo entre ambos una franja de edad de 20 años. La pareja tampoco ha sido ajena a las habladurías y hay quien acusa a Florinda de ser una suerte de viuda negra que manipula y domina (incluso algunos han llegado a hablar de maltrato) a su anciana pareja para dar buena cuenta de su fortuna y los negocios que gestiona.

También podemos hablar de que la Chilindrina también mantuvo un pleito por su personaje con Chespirito en unos términos muy parecidos al ya mencionado de Quico. Al igual que este, la hija de Don Ramón también ha protagonizado sus propias series y ha llevado de gira circos por toda Latinoamerica con la presencia de la Chilindrina como principal atracción. Pero a diferencia de Villagrán, de las Nieves parece haber tenido mejor fortuna en el terreno legal y a día de hoy posee los derechos de explotación del personaje, siendo esta la razón por la que no aparece en la actual serie animada de “El Chavo”.

florinda-meza-en-bikini

Doña Florinda en sus años mozos. Le dabas y lo sabes.

Por último, como guinda del pastel, en una serie tan mítica como esta no es raro que surjan leyendas urbanas de capítulos perdidos o finales desechados. En los mentideros de la red se habla de uno de los primeros episodios de la serie, cuyo contenido violento (aunque se mantiene dentro del espíritu caricaturesco de la serie) fue encontrado inadecuado para la época y solo fue emitido una vez. Pero a diferencia de un vulgar creepypasta, parece ser que este rumor si tiene una base real y no es difícil encontrar el archivo de este capítulo en youtube e incluso algún reportaje al respecto


Amigos del hígado castigado, una vez más vengo a ofreceros mi milenaria sabiduría etílica. Es de bien sabido que en la Tasca no nos andamos con tonterías a la hora de darle al petaqueo, pero no todos los fieles a la Tasca están hechos de la misma pasta.

Una noche de botellón (o de cosas peores) suele acabar normalmente con la madre Luna sobre nuestras cabezas, pero hay algunas… hay algunas que el mal trasciende la nocturnidad.

Hablamos de “El Mañaneo”

El Mañaneo no consiste en otra cosa que continuar de fiesta con la salida del astro rey y alargarla a lo largo de la mañana. No es fácil llegar a este punto, y no todos están hechos del material adecuado para hacerlo, pero si os atrevéis a cruzar la puerta que separa el inocente “hoy toca botellón” al cruel “illo donde hay una rave que lo parto tó y no pago ná” os guiaré por ese pedregoso camino.

Un servidor mañaneando como es debido

Un servidor mañaneando como es debido

En primer lugar hemos de distinguir dos tipos de Mañaneo. Está el Mañaneo que se hace sin querer y al que se llega sufriendo. Como un ejemplo básico de ambos está en primer lugar el ir a echarte un cubata y darte cuenta de que ha salido el sol, lo que genera jolgorio y buenaventura, y concienciarte antes y durante la salida nocturna de que debes llegar a amanecer y posteriores maldades.

El primer caso es improvisado, y como casi todo lo improvisado en esta vida está de puta maiden, pero he de avisaros que mañanear no es tarea fácil y buscar el mañaneo es un camino duro y lleno de baches.

En segundo lugar, el mañaneo se disfruta mucho más si uno va preparado. Unas gafas de sol guardadas en un bolsillo nos harán quedar menos zombis en las fotos y nos ayudarán a combatir los letales rayos de sol. Los mañaneros expertos suelen llevar botellón extra o conocen puestos de abastecimiento cervecil para que la priva fluya de forma continuada. Tampoco es despreciable llevar algo de abrigo aun en las más calurosas épocas del año, pues al amanecer los dioses se conjuran para maldecirte con los más crueles elementos climatológicos, que unidos a un posible ciego del copón te hará tiritar si no llevas la armadura adecuada.

Mas vale gafa en reserva que puto sol de mierda

Mas vale gafas en reserva que puto sol de mierda

En tercer lugar y ya estando de marcha con los colegas por la noche, has de saber que el mañaneo en soledad es una actividad destinada a los mayores gambiteros de la historia y está plagado de peligros, por lo que deberás cerciorarte de que tienes unos aliados adecuados con los que combatir el paso del tiempo. No te fíes de las apariencias, pues rara vez ocurren excepciones en estos casos. Hay gente que se va de mañaneo, y hay gente que no.

Hay 4 formas de clasificar a tus colegas en este caso.

Tipo 1 o “Legal Ravero” Los aliados primordiales. Son de los que saben dónde comprar hielo, desayunar barato y donde se hacen las raves. Su presencia eleva el espíritu del equipo frente a los males que se avecinan

Tipo 2 o “Neutral Fiestero” Es ese colega fiestero que quiere seguir de fiesta y generalmente lo hará, pero mañanero viejo nunca olvida y sabes que en el pasado te traicionó y puede volver a hacerlo. Invitar a cubatas u otras sustancias ayudará a que sea fiel al grupo.

Tipo 3 o “Caótico Cubata” Por lo general huirán del sol como cucarachas, pero nunca sabes si ese día puede sorprenderte. No confíes en su fidelidad, pero tampoco descartes que se una a la expedición.

Tipo 4 o “Traidor Maligno” El tipo de gente que en los festivales se va a la tienda a dormir cuando acaban los conciertos o que hace botellón con Malibú y tiene más de 15 años. Su presencia es bien recibida por la noche, pero arrastrarán a los indecisos a sus guaridas con la llegada de Ra.  Enemigos del After.

No he podido evitar clasificar a algunos miembros del elenco de la tasca y a colegas variados para ilustrar la división por tipo

No he podido evitar clasificar a algunos miembros del elenco de la tasca y a colegas variados para ilustrar la división por tipos

Si tienes suerte, tendrás un grupo de guerreros dignos con los que enfretarte al amanecer.

En cuarto lugar y retomando el inicio del post, forzar el mañaneo es complicado y duro. No te agobies si no logras llegar al objetivo pues hasta los más grandes titanes de la mañana han sido derrotados en alguna ocasión. Mi consejo es dejar que las noches fluyan y rodearte de aliados adecuados, el resto vendrá solo. En caso de que quieras aguantar sin piedad alguna, las bebidas energéticas pueden ser tus aliadas. Ten cuidado, mezcladas con alcohol potencian sus efectos y pueden no molar mucho, no abuses o el mañaneo acabará de forma fatídica.

En quinto lugar y asumiendo que sigues vivo cuando has pasado la línea de oscuridad queda la hora del abastecimiento. Es harto probable de que las provisiones etílicas se hayan acabado y si no eres un experto en la materia no habrás traído alcohol de emergencia. La opción más viable son los litros de cerveza, que cumplen con la premisa de ser baratos, fomentan la comunidad y se pueden comprar en cualquier garito de mala muerte. Puede que el hambre azote tu carne, y si no quieres que el mañaneo continúe un buen desayuno hará que llegues a casa fresco y contento.

El amigo de los parques también será tu amigo en los afters

El amigo de los parques también será tu amigo en los afters

Si decides continuar la gesta ya las opciones se disparan en varias direcciones… La casa de un colega, una rave, un after, parques, continuar en el mismo sitio… Mi consejo es que vayas donde vayas debe haber música o habrás obrado en vano.

Para terminar y como apuntes finales, nadie en la tasca te dirá que te unas a la hermandad del tabique de platino o a los aliñadores de cubatas, pero es innegable que hay más gente de mañaneo pertenecientes a dichos colectivos que de los defensores del cubata “uno, grande y frío”. Tened cuidado y cabeza y todo irá bien.

Que el sol os ilumine cuando salgáis de fiesta zagales.


Aclaremos el concepto principal: ¿Qué es una Distopía?

Utopía-Distopía-Ucronía

Clarinete, ¿no?

Para los que no se llevaron bien con los esquemas en el colegio, os explico de qué va la cosa. Como definición literal, la palabra distopía proviene del griego “dis-” (mal) y “-topos” (lugar), aunque el término fue acuñado en la Inglaterra del siglo XIX. A grandes rasgos se puede resumir con la frase del archiconocido Murphy, “si algo puede salir mal, saldrá mal”. Puede darse el caso de que reimaginemos un evento pasado en el que algo ocurrió de manera diferente, y el experimento saliera terriblemente mal (distopía ucrónica). También pudiera ser que un evento que aún está por ocurrir nos condenara a un futuro desastroso. El punto en común de la Distopía es que ocurre en el futuro, ya sea cercano o lejano (siempre desde la perspectiva del momento en que se ideó, pueden darse casos de “futuros – pasados” en la actualidad), y en el que definitivamente, algo mandó a la sociedad humana a por tabaco de muchas y muy diversas maneras.

Como curiosidad, no busquéis la definición de Distopía en la RAE, no la váis a encontrar.

Una vez aclarado el concepto que nos ocupa, citaré algunos precedentes del cine distópico que, como no podía ser de otra manera, encuentra sus raíces y una grandísima fuente de inspiración en la literatura. Obras como Un Mundo Feliz de Aldous Huxley o 1984 de George Orwell, esta última con su propia adaptación cinematográfica, sientan un grandísimo precedente para el desarrollo de este tipo de cine, que ha evolucionado junto con sus precedentes literarios y la propia evolución de la sociedad humana.

Ya existen algunas clasificaciones hechas tanto para la literatura como para el cine distópico que podéis encontrar en el apartado que se le dedica en la siempre cumplidora Wikipedia, pero como mis cojones siempre van a su rollo, pues me invento la mía. Centrándome en el cine, no se os olvide. Y sentiros libres de ampliar lo que yo ponga por aquí. Aunque me gustaría, no me he visto todas y cada una de las películas que podrían entrar en esta clasificación.

DISTOPÍAS POLÍTICAS

Aquí hay un motivo bastante evidente por el que la sociedad humana se ha ido a hacer gárgaras de una manera u otra: Al gobierno de turno se le fue la pinza, y mucho. Dos claros ejemplos de este tipo son los clásicos 1984 (nunca me aclaro con cuál es la más famosa, si la del ’56 o la del ’84) y Fahrenheit 451, ambas con su precursor novelístico. La primera de ellas nos introduce un concepto que, a posteriori, terminaría suponiendo el modo de vida de Mercedes Milá: El Gran Hermano. Visto eso sí, desde la perspectiva del control y la vigilancia total de las autoridades sobre sus ciudadanos. En Fahrenheit 451 en cambio el reclamo es muy sencillo. El gobierno se ha convertido en una suerte de de autoridad inquisitoria que ha decidido unilateralmente que los ciudadanos que leen, al ser capaces de pensar, no son felices, así que han reconvertido el oficio de bombero y se dedican a quemar todo libro que aparezca. Gusta siempre mencionar que 451º F es la temperatura de combustión del papel.

Chavales de la ESO en España teniendo sueños húmedos con la obra de Bradbury.

Chavales de la ESO en España teniendo sueños húmedos con la obra de Bradbury.

También podríamos incluir, por ejemplo, dos películas tan dispares como V de VendettaBrazil, de Terry Giliiam. De la primera considero totalmente innecesario hablar a estas alturas del cuento. Pero Brazil es una genialidad en si mísma. Una distopía caótica, desquiciada y con una mala leche espectacular si eres capaz de pillar las críticas que te cuela el amigo Terry. Putos burócratas.

Terry Gilliam, chavales

Terry Gilliam, chavales.

DISTOPÍAS SOCIALES

En este caso da un poco igual que el motivo de llegar al punto de narración venga dado por política, religión o lo que sea. El auténtico protagonista del filme es una brutal y ultraexagerada disparidad de clases. Recordad que en las distopías las cosas no han salido mal, han salido MUY mal. Un ejemplo bastante bueno, por lo novedoso, es Elysium. Neill Blomkamp, quien ya hiciera una crítica al apartheid alienígena en Distrito 9, nos vende un blockbuster de manual con Matt Damon a la cabeza, pero con una idea de base muy a la orden del día: Privatizar la sanidad es peligroso. También entraría aquí Desafío Total. Pero no la de Verhoeven y el Chuache (no me peguéis), si no la de 2012 con Colin Farrell a la cabeza. No me malinterpretéis, la de 1990 es una obra maestra del género, pero para mi gusto el conflicto social de fondo en la película es mucho más evidente en la revisión de Len Wiseman, donde los “ricos” del hemisferio norte tienen prácticamente esclavizados a los “parias” del hemisferio sur.

Chabolismo Ilustrado.

Chabolismo Ilustrado.

Y aunque debo reconocer que es una de mis tareas pendientes, sí que me merecería una buena paliza si no incluyera aquí La Naranja Mecánica, de un tal Stanley Kubric, donde la sociedad está sitiada por bandas de adolescentes y jóvenes ultraviolentos y organizados como paramilicia. Como un sábado por la noche en el Botellódromo, vaya.

DISTOPÍAS CIENTÍFICAS

En este caso es cuando yo me voy al carajo y no se ni qué ejemplo poneros. ¿Os imagináis la cantidad de distopías basadas en cagadas científicas que han llegado al cine? Empecemos.

El puto Matrix, joder.

El puto Matrix, joder.

Si existe alguna distopía científica en el cine más famosa que la que se sacaron de la manga los hermanos Wachowski que baje dios y lo vea. Y todo con un reclamo tan sencillo como “dependimos tanto de las máquinas que ellas prescindieron de nosotros”. O casi. Que luego dicen que suelto spoilers. Podemos seguir con la persecución de Replicantes en Blade Runner, la búsqueda en el pasado de una cura para el futuro en los 12 Monos de Gilliam, la discriminación genética de Gattaca o el esclavismo genético de La Isla. La lista es jodidamente larga.

Podría continuar incluyendo distopías post-apocalípticas (Mad MaxLa Carretera), sobrenaturales, espaciales… En la Wikipedia en Inglés he encontrado un artículo bastante completo con una lista exhaustiva de películas de temática distópica (algunas que incluso yo no consideraría como tal). Me llama especialmente la atención el concepto de “distopía corporativa (no gubernamental)“. Pero el caso es que con esta pequeña clasificación que os acabo de dejar os he podido ilustrar convenientemente de qué va este género.

Ya que el mundo parece estar yéndose irremediablemente a la mierda, es interesante empezar a valorar posibilidades.

A %d blogueros les gusta esto: